CESPED

El cesped requiere cuidados expeciales.

El riego es fundamental para el perfecto estado del cesped. Tanto el exceso como la falta de agua perjudicara el estado del mismo.

En invierno es necesario escarificar las praderas para airear la tierra.

Cuando empieza la primavera  es necesario poner fertilizante  durante varios meses seguidos.

Hay que vigilar asiduamente los cespedes para detectar la presencia de hongos, de rosquilla u otros insectos, y actuar con los tratamientos fungicidas e insecticidas necesarios.

Si detecta anomalias es aconsejable contactar con un profesional que le aconsejara adecuadamente.

PALMERAS

Existen gran variedad de palmeras en toda la peninsula

En esta zona de la Costa Blanca, los constructores y empresas de jardineria optaron sobre todo por la implantacion de la variedad Washingtonia Robusta, por ser de rapido crecimiento.

El crecimiento de esta palmera depende de la cantidad  de agua que reciba diariamente. Si esta plantada en una pradera de cesped, al recibir mas agua crecera mas deprisa que si esta plantada en una zona con apenas riego con incluso sin ningun riego.

Pueden llegar a alcanzar mas de 25 metros de altura.

Esta variedad, no es propensa a coger enfermedades, aunque siempre es necesario vigilarla como todas los arboles y plantas que tengan en su jardin.

En primavera empiezan a salir las flores y los frutos, con lo que es aconsejable podarlas para evitar limpiar constantemente el jardin, la terraza y la piscina. Dependiendo del clima, pueden florecer de nuevo en verano y en otoño.

Actualmente hay un alto riesgo en la zona de que las palmeras se contagien con el Rhynchophorus Ferrugineus ( Picudo Rojo). Afortunadamente,, esta variedad no es una de la favoritas de este insecto con lo que raramente se ve afectada por esta plaga, al menos de momento.

ARBOLADO

En toda la Costa Blanca existe una gran variedad de arboles, ornamentales y frutales

Los mas comunes en nuestros jardines son Ficus de distintas variedades, Coniferas, Olivos, Naranjos, Limoneros, Jacarandas, Mimosas, Brachychiton, y un largo etc...

Cada una de las variedades requiere podas distintas.

Algunas variedades se pueden podar de forma decorativa.

Otras variedades admiten podas severas en invierno, para rebrotar y florecer en primavera.

Dependiendo del tipo de arbol, pueden ser infectados por insectos y hongos.

El tratamiento insecticida y fungicida adecuado es fundamental ya que de ello dependera la supevivencia del arbol.

Si se detecta cualquier anomalia siempre es aconsejable consultar con un profesional para su adecuado tratamiento.